Su precio, establecido ya en la bolsa, es de dos millones de dólares por un simple concepto; no hay cotización de una sentencia porque no han dictado alguna Por Fernando Londoño H. Tuvo razón –y cuánta- el Presidente Duque cuanto mostró su alarmada repulsa por el escándalo que sacude la conciencia nacional a propósito de […]